Bajo Segura Noticias - Diario digital del Bajo Segura (Alicante) - Comunitat Valenciana - España

Bajo Segura Noticias - Desde 2003 en Internet, primer diario digital del Bajo Segura -Vega Baja del Segura- (Alicante) -Comunitat Valenciana- España

Primera

Hemeroteca

Orihuela Digital

 Viajar por Spain - Turismo por España

Publicidad

Quiénes somos

 

 

 

Comunitat / El cuidado de la piel, los ojos y los oídos debe extremarse en verano

Bajo Segura (Alicante) - 7 agosto 2008 - Bajo Segura Noticias - Los servicios de Dermatología, Otorrinolaringología y Oftalmología del Hospital Universitario Doctor Peset (Valencia) han destacado la importancia de extremar el cuidado de la piel, los oídos y los ojos en verano para evitar que el calor, la humedad y el sol causen lesiones y patologías que impidan disfrutar de las vacaciones.

Según destacan los especialistas del Hospital Doctor Peset, “con la llegada del verano y las altas temperaturas, no sólo dejamos gran parte de nuestro cuerpo al descubierto, sino que lo sometemos a una exposición prolongada al sol que puede tener graves consecuencias sobre nuestra salud”.

Los niños, las personas mayores, personas muy obesas o con alguna patología (diabetes, hipertensión, afecciones cardiacas y respiratorias) acusan más los efectos del calor excesivo que, en ocasiones, puede llegar a producir colapsos o golpes de calor que precisan atención hospitalaria urgente.

Prevenir el cáncer cutáneo
Concretamente, una de las partes de nuestro cuerpo que más se castiga en verano es la piel, puesto que el exceso de exposición a los rayos ultravioleta puede producir lesiones cutáneas importantes que pueden derivar en un cáncer de piel (melanoma, carcinoma basocelular o carcinoma epidermoide).

El Servicio de Dermatología del Hospital Universitario Doctor Peset diagnosticó en 2007 un total de 66 melanomas, una cifra que aumenta cada año, junto a la de otros tumores cutáneos malignos no melanomas mucho más frecuentes.

“El aumento de la esperanza de vida, las costumbres sociales por las que está de moda estar moreno y el mal uso de los filtros solares, hacen que la incidencia del cáncer cutáneo no descienda a pesar de las campañas de prevención. En verano la gente se preocupa más por este tipo de patologías porque ven su piel al descubierto, pero debemos ser conscientes durante todo el año de la importancia de evitar la aparición de un cáncer de piel”, señalan los dermatólogos del Hospital Doctor Peset.

No exponer al sol a niños menores de 2 años, usar filtros fotoprotectores pediátricos hasta los 10 años o elegir el filtro solar adecuado para los adultos según el tipo de piel son reglas básicas para protegernos en verano. “Los filtros solares deben aplicarse media hora antes de tomar el sol y renovar su aplicación cada dos horas, incluso en días nublados”, añaden desde el Servicio de Dermatología.

Estos consejos deben seguirlos principalmente aquellas personas con mayor riesgo de padecer un melanoma, es decir, aquéllas que han sufrido más de tres quemaduras solares antes de los 18 años, las que tengan antecedentes familiares directos de melanoma, las personas con más de 50 nevus en su cuerpo o las que todos los veranos sufran quemaduras solares intermitentes.

Los trasplantados, debido al uso de inmunosupresores, también presentan mayor sensibilidad hacia los rayos UVA. Tanto ellos, como el resto deben examinar su piel ante el espejo periódicamente para detectar lesiones o manchas nuevas y someterse a una revisión anual con su dermatólogo.

“Si a pesar de todo alguien sufre quemaduras solares lo primero que debe hacer si hay enrojecimiento es hidratar bien la piel y beber mucho líquido. Si hay dolor persistente y desprendimiento de la piel, hay que acudir al especialista”, aconsejan.
 


Cuidado con los ojos
Los ojos, al igual que la piel, también son muy sensibles a la influencia de los rayos solares. Desde el Servicio de Oftalmología del Hospital Doctor Peset se advierte que no hay que mirar directamente al sol y que hay que usar protectores oculares cuando se toma el sol (nunca hay que llevar las gafas puestas ya que actúan de lente).

Si no se siguen estos consejos se podrían producir lesiones irreversibles en la retina que dejan cicatriz en la zona macular y que dificultan la visión a media distancia, por ejemplo, la de lectura. Otras lesiones producidas por el sol son las que se conocen como queratitis actínica, alteraciones en el epitelio de la córnea que son muy dolorosas.

Pero no sólo hay que protegerse del sol. En verano hay que extremar el cuidado de las lentes de contacto, usar lágrimas artificiales sin conservantes cuando se está en ambientes con aire acondicionado y evitar las lentillas en la piscina o la playa.

“Existen gafas graduadas de natación que sustituyen perfectamente a las lentillas y que evitarán que se produzca irritación o infecciones graves. Estas gafas también pueden sernos muy útiles para evitar las conjuntivitis en piscinas”, explican los oftalmólogos del Hospital Doctor Peset. Otro de sus consejos sería utilizar lágrimas artificiales al salir de la piscina para lavar los ojos.

Problemas auditivos
El calor y la humedad propios del verano crean microambientes que favorecen la aparición de otitis y otros trastornos del oído externo muy frecuentes en esta época. La causa de estas infecciones de la piel que recubre el interior del conducto auditivo es la retención de agua que facilita la proliferación de bacterias u hongos.

Estas otitis externas u otitis de verano pueden agravarse si hay un tapón de cera, un eccema del conducto auditivo o alguna lesión por rascados del paciente o limpieza inadecuada. Se diferencian de la otitis del oído medio en que hay dolor a la palpación o a la tracción del pabellón auditivo.

“El agua influye en la aparición de las otitis independientemente del tipo de agua que sea, sucia o limpia, de piscina o del mar. Generalmente desaparecen después de un tratamiento local con gotas antibióticas y antiinflamatorias, pero el paciente debe evitar la humedad y no tapar el oído para que haya una buena ventilación. Puede ser útil, después del baño, secar el conducto auditivo con gotas alcohólicas o con el secador de pelo. En personas con perforación de la membrana timpánica se aconseja también usar tapones para el agua hechos a medida”, apuntan desde el Servicio de Otorrinolaringología del Hospital Universitario Doctor Peset.
 

MÁS NOTICIAS en BAJO SEGURA NOTICIAS => HEMEROTECA   => BUSCADOR

 

 

 

Copyright © 2003 - Orihuela Digital S.L. - Bajo Segura Noticias - www.bajo-segura.com - Vega Baja del Segura (Alicante) España - Aviso Legal